NOTAS SIMILARES

Cine y TV

“La noche adentro” la película que poco habla de la dictadura

Cine y TV

“Paisaje”, un thriller hecho en Mendoza que atrapa hasta el final

Cine y TV

Con “El Eternauta” Netflix anunció sus estrenos de 2024

NOTAS RECIENTES

Cine y TV

“La noche adentro” la película que poco habla de la dictadura

La producción mendocina nos trae una historia basada en la época más dura de nuestro país, la dictadura, pero a medida que transcurre el filme nos damos cuenta que podría

Música

Tan Biónica en Mendoza nos trajo a Chano, el renacido

A un año exacto de aquella presentación de Chano en el Lollapalozza anunciando el regreso de Tan Biónica, el grupo se presentó en Mendoza cerrando el tour “La última noche

Miguel Littin fue distinguido en Mendoza

El cineasta chileno visitó la provincia y fue reconocido por el Gobierno de Mendoza.

Miguel Littin pasó por Mendoza y fue recibido con varios reconocimientos y distinciones. El chileno dedicó su vida a la producción audiovisual, convirtiéndose en uno de los cineastas más importantes de América Latina.

La Legislatura provincial lo declaró “Huésped de Honor” en reconocimiento a su trayectoria en la producción audiovisual y su fuerte compromiso social y político.

El Gobierno de Mendoza le entregó un diploma de Declaración de Interés Cultural por su película “La hija del poeta”, cuyo rodaje se llevará a cabo durante 2024 en nuestra provincia.

Durante su visita a la Ciudad de Mendoza, Miguel Littin también fue distinguido como Huésped de Honor por las autoridades municipales.

Estos actos y reconocimientos son más que merecidos para un director, guionista y escritor que ha enfrentado momentos difíciles y que, con sus 80 años, sigue siendo un ejemplo de que aún hay mucho por hacer y de que el mundo puede cambiar.

En su visita, el cineasta le dedicó unas palabras a Mendoza

Littin dijo: “Conozco mucho Mendoza, aunque parezcan palabras como de protocolo falso no es verdad, es profunda mi relación con Mendoza. Cuando yo no podía venir a Chile, venía a Mendoza y era como estar en Chile, crucé varias veces. Conozco muchos pasos porque crucé aún en tiempos de la dictadura. Tengo muchos recuerdos de Mendoza, entre ellos me acuerdo que tenía una pluma Parker 51, porque siempre tomo nota de lo que hago y un día en Mendoza se me perdió, pero después entendí que era un recado de Mendoza, no era que se me había perdido, la provincia la tiene guardada para que siempre vuelva.

“Yo podría decir que nací con el cine cuando tenía tres años vi una película por primera vez sentado en la falda de mi abuela. Desde ese momento tuve una relación mágica con el cine, esto me convocó para convertirme en director de cine, por ahí no me entendieron en mi familia, pero me dejaron que siguiera. Estudié cine en la universidad de Chile y desde allí no paré hasta convertirme en director”.

Además, el director detalló: “Filmar en Argentina es como filmar en nuestra propia casa. Estas no son solo palabras, sino que es verdad. He venido muchas veces a Mendoza. De hecho, pasé por aquí con las latas de mi primera película, El chacal de Nahueltoro, porque íbamos a los Estudios Alex, que en esa época eran los únicos estudios que podía revelar la imagen y el sonido. Entonces, los lazos con los cineastas argentinos vienen desde nuestros inicios y luego se profundizaron con los festivales de cine latinoamericanos, como el de Viña del Mar. En los exilios también volvimos a compartir y nuestros anfitriones han sido tan hermanables, tan buenos, que verdaderamente es muy placentero siempre venir a esta ciudad hermosísima”.

 

Miguel Littín, inició su carrera a los 21 años de edad. En 1963 empezó a trabajar en cinematografía como asistente de dirección de Yo tenía un camarada, la primera película de Helvio Soto, director, con el que también colaboró como actor en las cintas El analfabeto (1965), Ana (del mismo año) y Mundo mágico (este último, un episodio del largometraje El ABC del amor, de 1966).

A raíz del golpe militar de septiembre de 1973 -que, encabezado por el general Augusto Pinochet, derrocó al presidente socialista Salvador Allende- y el establecimiento de la posterior dictadura, tuvo que salir exiliado ese mismo año, primero a México y posteriormente a España

En 1985 Littin regresó clandestinamente a Chile para filmar una crónica sobre la dictadura que se llamó Acta general de Chile y fue estrenada al año siguiente. Este documental inspiró a Gabriel García Márquez a escribir Las aventuras de Miguel Littin clandestino en Chile, libro que se transformó rápidamente en un superventas.

Fue director académico en la Escuela de Cine de Chile y en 2016 asumió la dirección del Instituto de Altos Estudios Audiovisuales en la Universidad de O’Higgins, en Rancagua.

Desde junio de 2023, Littin es el integrante de mayor edad en el Consejo Constitucional de Chile.